Recibir un bien inmueble a través de una herencia, conlleva costos y trámites que incluyen el pago de impuestos que avalan la propiedad de dicho bien. De acuerdo con la Comisión de Comunicación del Colegio de Notarios del Distrito Federal, hay varios pasos a seguir para hacerse del título de propiedad.

 

El primero de ellos es cerciorarse de contar con el acta de defunción y en su caso el testamento. Ello definirá si se trata de una sucesión testamentaria o intestamentaria. Lo que sigue es acudir con un notario y dejar que él indique los pasos a seguir.

Así mismo, es importante que sepas que las herencias sí están exentas del pago de Impuesto sobre la Renta (ISR), aunque se debe pagar el Impuesto sobre Adquisición de Inmuebles (ISAI).

El ISAI cambia en cada estado o municipio; en el caso de la Ciudad de México va de 0.1% hasta 4.6% en una tarifa ascendente dependiendo del valor del bien.

Este impuesto se calcula con base en el valor más alto entre:

a) El precio del bien

b) El valor de avalúo

c) Valor catastral

Este impuesto aparece en la base de datos del gobierno gracias al registro público de la propiedad, así que no pienses que puedes huir de él.

FUENTE.  SOC ASESORES HIPOTECARIOS